Listin Diario Logo
17 de septiembre 2020, actualizado a las 01:19 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
La República martes, 26 de julio de 2016

ESTADÍSTICAS

República Dominicana tiene el mayor índice de muertes por accidentes en AL

CON MIL 946 FALLECIMIENTOS POR ACCIDENTES DE TRÁNSITO SOLO EN EL 2015

  • República Dominicana tiene el mayor índice de muertes por accidentes en AL
Viviano de León
Santo Domingo

República Dominicana es el país de América Latina y el Caribe  con el mayor índice de muertes por accidentes de Tránsito, ascendente a 19.5 muertes por cada cien mil habitantes, cifra que en los demás países de la región solo alcanza 17 fallecidos por cada cien mil personas accidentadas.

El dato fue revelado por el viceministro de Economía Planificación y Desarrollo, Juan Reyes, quien dijo que esa cifra es una de las más altas del mundo y  casi triplica la de los países europeos  que es de apenas 10 por cada cien mil.    

El funcionario dijo que según datos suministrado por el Observatorio de Seguridad Ciudadana se sitúa a la nación dominicana con 19.5 de personas fallecidas por cada cien mil habitantes, lo que significa en términos absolutos mil 946 fallecimientos por accidentes de tránsito solo en el 2015.

“Los accidentes en nuestro país son muy elevados y es preciso reducirlo y colocarlos por debajo de la media en América Latina “, apunto el funcionario, tras participar en el Seminario Seguridad Vial en la Republica Dominicana con el auspicio del gobierno y organismo internacionales que se desarrolla en el Palacio Nacional del 25 al 31 de este mes.

En ese orden,  Reyes favoreció que el Congreso de la República apruebe, sin más demora el proyecto de ley de seguridad vial y tránsito terrestre, actualmente en estudio en el Congreso de la Republica, así como la modificación urgente de la ley de tránsito 241-67, que data de más de 50 años .

Agregó  que los costos sociales y económicos de los accidentes y las lesiones causados por el transito se estiman en el uno por ciento del Producto Interno Bruto, en los países de ingresos bajos, al 1,5  por ciento en  los ingresos medianos y un 5  por ciento en los ingresos altos.