Listin Diario Logo
17 de noviembre 2018, actualizado a las 02:31 p.m.
Suscribete al Listin Diario - News Letter
*
Santo Domingo
Clima Actual22ºC31ºC
La República domingo, 17 de marzo de 2013
1 Comentarios

ANÁLISIS | POLÍTICA

Dos años de crisis institucional

LOS GRUPOS DE HIPÓLITO MEJÍA Y MIGUEL VARGAS PROFUNDIZAN SUS DIFERENCIAS Y NO SE ADVIERTE SOLUCIÓN INMEDIATA AL CONFLICTO

  • Dos años de crisis institucional

    Abrazo. El domingo 8 de mayo de 2011, durante la Asamblea de Delegados del PRD, Miguel Vargas juramentó como candidato presidencial a Hipólito Mejía, y llamó a una unidad que nunca se materializó.

Manuel Figueroa y Juan Eduardo Thomas
Santo Domingo

La crisis por la que atraviesa el Partido Revolucionario Dominicano (PRD) cumplió dos años en este mes sin que se advierta aún una fórmula salvadora para impedir lo que para muchos implicaría colocar otra vez a la principal organización opositora a las puertas de una división inminente.

En la presente etapa del perredeísmo, el conflicto actual se remonta a la convención nacional para elegir el candidato presidencial, celebrada el 6 de marzo de 2011. En ese proceso, el presidente del PRD, Miguel Vargas, llegó a ser considerado por sus seguidores como el candidato natural para las elecciones del 20 de mayo de 2012. 

Se partía de la premisa de que el expresidente Hipólito Mejía todavía conservaba una deteriorada imagen, por su cuestionado gobierno (2000-2004) y la humillante derrota (33%) que recibió de Leonel Fernández y el PLD, cuando intentó reelegirse en medio de una aguda crisis económica y la división de su partido. 

Además, Vargas había ganado la candidatura presidencial del PRD en el 2008 con alrededor del 80% venciendo a los viejos robles, incluyendo a Milagros Ortiz Bosch (20%) y colocó a la organización en un 41% en las elecciones nacionales de ese año, pese a la derrota. En estas circunstancias había también asumido la dirección del partido con un 98% de respaldo en las bases. Su ratificación fue unánime, pero enfrentó dificultades por los cuestionados resultados en importantes organismos, como las secretarías general y de organización.

El conflicto
La nueva crisis interna que ya se venía incubando en el PRD, por los sórdidos enfrentamientos entre los seguidores de Mejía y Vargas explosionó el mismo día de la convención para elegir el candidato presidencial el 6 de marzo de 2011, tras conocerse los resultados preliminares, que fueron ratificado al día siguiente por el apresurado boletín final que ofreció la comisión organizadora del evento. 

Esa comisión, encabezada por Enmanuel Esquea Guerro (presidente), Ortiz Bosch y Hugo Tolentino Dipp declaró ganador a Mejía con un 53.34% contra 46.66% de Vargas, quien no aceptó el veredicto y denunció que cientos de peledeístas habían sufrado en favor de su contendor, bajo la premisa de que era una candidatura más vulnerable y fácil de derrotar por el PLD.

Los acontecimientos se precipitaron y la convulsión  interna llegó a su clímax cuando Vargas y sus seguidores se mantuvieron al margen del proceso electoral y Mejía perdió los comicios del 20 de mayo en una desigual lucha con el partido de gobierno.

Desde entonces cada grupo  opera en locales diferentes. Vargas desde la Casa Nacional de las avenidas Sarasota con Jiménez Moya, mientras Mejía se instaló en el Instituto de Formación Política José Francisco Peña Gómez, en la avenida Bolívar. 

En todo este lapso ambos bandos han protagonizado expulsiones y contraexpulsiones, convocatorias unilaterales del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) y la Comisión Política, actos emblemáticos paralelos y sometimientos de instancias ante el Tribunal Superior Electoral y el Tribunal Constitucional para legalizar o descalificar las decisiones de los organismos internos.

El ambiente convulso tocó fondo el 27 de enero pasado cuando se produjo un enfrentamiento a tiros, sillazos, palos y piedras en la Casa Nacional del PRD, con un saldo de por lo menos ocho heridos, destrozos  y un proceso judicial pendiente.

Hasta ahora han fracaso todos los intentos de diálogo y negociación para solucionar la crisis postconvención. La esperanza parece estar cifrada en estos momentos solamente en la “Mano de Dios”, pero la Iglesia Católica sigue sin lograr avances significativos en su mediación.

LA VISIÓN DE AMBAS FACCIONES
A propósito del segundo aniversario de la convención nacional del PRD que eligió al candidato presidencial en el 2011, hecho que marcó el comienzo formal de esta nueva crisis interna, LISTÍN DIARIO consulta a seis dirigentes del partido que dan respuesta a tres preguntas sobre la división.

(( ¿QUÉ ORIGINÓ LA CRISIS INTERNA DEL PRD?
La crisis se fundamenta en que una minoría pretende imponerse ante la mayoría. Fue la primera vez que un presidente del partido no se integró a la campaña electoral.
Geanilda Vásquez, secretaria de Organización

La falta de disciplina es la causa fundamental de la crisis que afecta al partido. Y una actitud de un grupo de compañeros que buscan desconocer el factor institucional.
Rafael "Fiquito" Vásquez, diputado. Cercano a Vargas.

(( ¿CUÁL ES LA SOLUCIÓN DE ESTE CONFLICTO?
Así como no podemos cambiar la fecha de las elecciones nacionales, tampoco podemos cambiar la fecha para celebrar la convención del PRD.

Luis Abinader, excandidato vicepresidencial

La solución está planteada de manera puntual en los organismos, que responden en un 80% a Vargas. La solución a la presente crisis es que la disciplina no sea violentada.
Julio Maríñez, dirigente cercano a Vargas.

(( DESCUIDO DE LA OPOSICIÓN AL GOBIERNO
En el partido se debe pensar en los problemas fundamentales de la gente y no en los del partido. Eso también ayudará a resolver la crisis interna. Hay que discutir sobre los puntos que nos unen, y no los que nos desunen.
Víctor Gómez Casanova, diputado.

Vargas Maldonado no convoca a los organismos donde se deben debatir los temas y entonces no se puede fijar posiciones institucionales. El PRD no ha estado cumpliendo su liderazgo en la oposición del país.
Enmanuel Esquea, expresidente del partido.

COMENTARIOS 1

Comentó: villajuana
De:República Dominicana
Para el bien de ese partido que lo disuelvan,que lo cierren para siempre y que formen dos nuevos partidos uno de Miguel y otro de Hipolito y asi se acaba esa sinverguenceria de las dos facciones.



17 mar 2013 09:04 a.m.
Reportar como inapropiado
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario
Contraseña

Descubre