Listin Diario Logo
22 de octubre 2020, actualizado a las 01:35 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
La República jueves, 01 de julio de 2010

LUCHADORA

Doña Alejandrina recibe una beca para hacerse abogada

LA UNIVERSIDAD DE LA TERCERA EDAD (UTE) LE DARÁ UNA BECA COMPLETA PARA QUE CURSE LA CARRERA DE DERECHO JUNTO A OTROS ADULTOS PERSEVERANTES

  • Doña Alejandrina recibe una beca para hacerse abogada
    Hoy la estudiante tomará el tercer examen de las Pruebas Nacionales, en la escuela Colombia del ensanche Luperón.
Jhonatan Liriano
jonathan.liriano@listindiario.com
Santo Domingo

Alejandrina Lantigua Pérez ya puede entrar, con 68 años, a la educación superior. La Universidad de la Tercera Edad (UTE) ha decidido otorgarle una beca completa para que curse la carrera de Derecho y se convierta, como sueña todos los días, en una honesta abogada de la República Dominicana.

La UTE tomó la decisión después de conocer la perseverancia y el optimismo de la estudiante meritoria a través de las páginas de LISTÍN DIARIO. Y tiene el interés de apoyarla durante el nuevo proceso educativo que tendrá que emprender.

“La recibimos con los brazos abiertos. Ella se va a sentir muy bien en la universidad, porque tenemos una metodología especial para las personas de su edad”, explicó ayer el maestro Nicolás Almánzar, rector del centro de estudios.  

En la UTE, dijo, Alejandrina se sentirá cómoda porque estudiará junto a hombres y mujeres deseosos de superarse a sí mismos, además de que podrá desarrollar cada una de las habilidades que la caracterizan.

Al recibir la noticia, Lantigua Pérez se mostró “profundamente emocionada” por la ayuda y, de inmediato, expresó su gratitud a los directivos de la universidad y a todas las personas que la han ayudado a mantenerse en los caminos de la capacitación profesional.

“Me siento feliz y orgullosa por saber que en mi país hay personas que se preocupan por la educación de la gente que realmente quiere llegar, quiere ser”, dijo vía telefónica la mujer que mañana, a las 2:00 de la tarde, tomará el tercer examen de las Pruebas Nacionales.

Alejandrina aprovechó la celebración del Día del Maestro para mandarle un saludo a todos los que se dedican a sembrar valores y conocimientos en la mente y el corazón del pueblo.

A esos profesionales, aseguró, les debe la motivación que la mantiene sentada en la butaca, con papel y lápiz en mano.

Ejemplo nacional
Dominicanos y dominicanas radicados en Estados Unidos, Europa y el interior del país se comunicaron ayer con la Redacción de este periódico para saludar el ejemplo de Alejandrina Lantigua Pérez, una mujer que se reintegró al tercer grado de la escuela primara a los 50 años, y hoy, con 68, está a punto de tomarse la clásica foto de toga y birrete del bachillerato.

El primer mensaje de apoyo llegó a las 7:00 de la mañana. Poco después un lector del Listín Digital mostró el mismo gesto desde su casa en Portugal.

“No sé decir cómo me encantó ver tanta fuerza interior y tanto esfuerzo”, escribió en un español de aprendiz Carlos Neves, el portugués que quedó admirado con el caso de la mujer de escasos recursos radicada en el barrio Simón Bolívar.

Hoy, a las 10:00 de la mañana, el rector de la UTE se trasladará a la vivienda de Lantigua Pérez, ubicada en la calle Peatonal Alfonseca número 6 del referido sector, donde le hará entrega oficial de la beca de estudio para cursar la carrera de Derecho.

LOS PASOS DE UNA LUCHADORA DE SIEMPRE
Alejandrina Lantigua Pérez reingresó en el sistema educativo nacional a los 50 años. Para entonces había criado a sus cinco hijos. Cuando terminó la primera fase del proceso escolar, bien pudo entrar al Programa de Educación Media a Distancia y Semipresencial para Personas Jóvenes y Adultas (PREPARA), pero prefirió matricularse en el liceo nocturno Pedro Henríquez Ureña, por razones históricas.

En el mismo centro educativo (llamado Escuela de Colombia en la tanda matutina) fue herido de muerte el dirigente de izquierda César Augusto Suero, mejor conocido como Flavio Suero, a quien Alejandrina consideraba como un hijo.

Los ideales de justicia social de éste y otros jóvenes como Gregorio García Castro y Narciso González, la mujer los recuerda y los conserva. Cada vez que puede intenta transmitirlos a quienes le rodean en las aulas.


Más en La República