Listin Diario Logo
20 de junio 2021, actualizado a las 12:03 a. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Entretenimiento domingo, 06 de junio de 2021

Sinead O´Connor se retirará de las giras y las grabaciones en el 2022

“Esto es para anunciar mi retiro de las giras y el trabajo en la industria musical. Estoy envejeciendo y estoy cansada”, publicó la artista en Twitter

  • Sinead O´Connor se retirará de las giras y las grabaciones en el 2022

    Sinead O'Connor, sacerdotisa de la orden católica disidente Tridentina Latina desde 1999, explorar el "espíritu" de la música con raíces, del "gospel y de los cánticos" era su objetivo. (Foto: EFE).

Redacción de Entretenimiento
Santo Domingo, RD

Sinead O´Connor pondrá fin a su andar artístico. La cantante irlandesa anunció su retiro de las giras y el negocio discográfico a partir del año 2022.

“Esto es para anunciar mi retiro de las giras y el trabajo en la industria musical. Estoy envejeciendo y estoy cansada”, publicó la artista en su cuenta personal de Twitter.

Según sus comentarios, “No Veteran Dies Alone” será su último disco de estudio, el cual presentaría en enero de 2022.

La cantante argumentó que "ha sido un viaje de cuarenta años" y "es hora de poner los pies en alto y hacer realidad otros sueños".

O´Conner, de 54 años, publicó recientemente sus memorias, "Recuerdos", que la hizo entender que es su propia jefa.

"No quería esperar el permiso de los hombres para saber cuándo podría anunciarlo. Además, había tomado algunos whiskies".

Aunque para muchos de sus fans es una noticia mala, para ella es "asombrosamente hermosa".

En sus tuits también filosofó: "Un guerrero sabio sabe cuándo debe retirarse".

Aunque se retira de la música, continuará en otras actividades como la de ser jueza o coach en el concurso televisivo "The Voice of Ireland".

 

Dos imágenes persisten en la retina del espectador: la cantante Sinead O´Connor con la cabeza rasurada y Sinead O´Connor rasgando una fotografía del Papa.

Desde entonces, nada volvió a ser lo mismo para esta cantante de voz suave y etérea que arrasó las listas de éxito con la versión que hizo del tema “Nothing compares 2 U”, escrito por Prince e incluida en su álbum “I do not want what I haven´t got” (1989, Chrysalis).

La cantante irlandesa transpira un mensaje de compromiso social y espiritual poco ortodoxo no siempre bienvenido.

Prueba de ello fue el boicot que se le practicó cuando, delante de las televisiones de medio mundo, decidió romper una fotografía del Papa y anunciar que no comulgaba con los preceptos de ‘esa Iglesia’.

+ Voz frágil, fuerte conciencia
O´Connor ya había despuntado en las listas de éxitos gracias a la sentida y sensible versión de “Nothing Compares 2 U”, una canción de Prince que –al igual que “Kiss”- el artista de Mineapolis cedió a otro cantante.

Y la atención mediática que le deparó este triunfo se vio mermada con el suceso citado y con el giro radical que la intérprete adoptó con sus posturas políticas. 

De profundas convicciones espirituales, el contacto con su tierra es permanente (Dublín, 1966) y se precia de ecuánime con el trabajo de otros autores. De hecho, no recogió el Grammy que el disco comentado le granjeó en 1990. 

Considerada en los 90 como una de las cincuenta más bellas de la revista People, Sinead ha estado en constantes mirada mediática por sus acciones o declaraciones.

En 2007 declaró que su madre, quien falleció en 1985 en un accidente de tráfico, estaba poseída por el diablo, pero que, de todos modos, aun la quería.

En una entrevista concedida al rotativo "Irish Independent", la artista, diagnosticada en un momento de su vida con depresión maniaca bipolar, dijo esa vez que no está segura de si dentro de su madre habitaba un "demonio o lo que fuera", aunque recalcaba que "en ella, vivía algo maligno". 

"No lo hubiese creído a menos que lo hubiese visto con mis propios ojos. Creo que estaba poseída. He visto fotografías de ella antes de que yo la conociera y parecía feliz, encantadora, llena de vida y luz y, después, parecía como si algo se hubiese apoderado de ella", explicaba O'Connor, madre de cuatro hijos. 

+ Enfadada con Dios
La artista, sacerdotisa de la orden católica disidente Tridentina Latina desde 1999, también reveló que, en el pasado, estuvo a punto de suicidarse.

No obstante, O'Connor negó que los impulsos suicidas y su "infelicidad" fuesen consecuencia directa de los "abusos físicos" que sufrió de niña a manos de su madre, sino por su repentina muerte. 

"De repente, me convertí en una persona furibunda. Estaba enfadada con Dios, quiero decir que estaba jodida por los abusos y tenía que arreglarme la cabeza, pero lo que realmente me impedía salir adelante era la muerte de mi madre", comentó en 2007. 

La cantante tampoco cree que la traumática relación con su progenitora o la composición de su propia familia (tiene cuatro hijos de cuatro hombres diferentes) haya afectado su capacidad para educarlos adecuadamente. 

+ Un primer retiro

La estrella irlandesa se retiró del mundo del espectáculo en 2003 para, según ella, llevar una "vida normal" y "comenzar una nueva carrera profesional".

La artista, poco antes de casarse por segunda vez en 2001, aseguró que era homosexual. 

La cantante volvió a la música ese mismo año, 2003, con el trabajo pseudorreligioso "She who dwells" y en 2005 presentó, primero, un disco de colaboraciones con grupos como Asian Dub Fundation o Massive Attack y se acercó, después, al "reggae" con "Throw down your arms". 

15 años después de la publicación de "The lion and the cobra" y después atravesar diversos universos musicales como lo celta, lo africano y pop del de siempre, la compositora y cantante irlandesa se empapó de reggae. Clásicos de Bob Marley, Peter Tosh, Burning Spear o Lee Perry sazonaban este álbum. 

 


Más en Entretenimiento