Listin Diario Logo
19 de junio 2021, actualizado a las 09:34 a. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Entretenimiento domingo, 06 de junio de 2021

"El señor de los anillos": batalla ganada en 20 años en la pantalla

Se cumplen dos décadas del estreno de la primera película de “The Lord of the Rings”. Para celebrarlo contamos algunas historias y datos curiosos

  • "El señor de los anillos": batalla ganada en 20 años en la pantalla

    Los participantes vestidos como personajes de la Tierra Media creados por J. R. R. Tolkien participan en la recreación de la 'Batalla de Erebor' en Terezin, República Checa, 08 de febrero de 2020. Alrededor de 160 entusiastas de la fantasía recrearon "La batalla de Erebor" como una lucha de contacto de fantasía inspirada en la batalla del libro de Tolkien "El Señor de los Anillos: El Retorno del Rey'. EFE/EPA/MARTIN DIVISEK

  • "El señor de los anillos": batalla ganada en 20 años en la pantalla
Manuel Noriega/EFE
Los Ángeles

Hace 20 años que los cines presentaban por primera vez la historia y universo imaginados por el escritor inglés nacido en Sudáfrica, John Ronald Reuel Tolkien, más conocido como J.R.R. Tolkien. 

Hace dos décadas que se estrenó la primera entrega de la trilogía: “The Lord of the Rings: the fellowship of the ring” ("El señor de los anillos").

Las tres películas se rodaron de forma continua durante año y medio en Nueva Zelanda, tierra natal del director al mando, Peter Jackson. 

La primera se proyectó en 2001; la segunda, “The Lord of the Rings: the two towers”, el año siguiente; y la entrega final, “The Lord of the Rings: the return of the King”, en 2003. 

Para celebrar las dos décadas de la llegada del anillo a las salas, presentamos algunas curiosidades sobre la trilogía fílmica y sus protagonistas. 

+ Personajes y actores

El año pasado, en una entrevista en The Late Show with Stephen Colbert, Peter Jackson desveló cuál era su escena favorita de las diez horas que suman las tres películas: el monólogo de Gollumal principio de la segunda entrega, “The two towers”. 

La escena ni siquiera la escribió él, sino su compañero Fran Walsh. En ella Gollum se debate entre matar o no a Sam y Frodo para hacerse con el anillo. 

“Una cosa clave con Gollum es que la mayoría de la gente sabe que es Sméagol y es Gollum, es como una división. Pero no teníamos una escena en la que realmente estuviese la idea de ‘este tipo son dos personas’. Así que sabíamos que lo necesitábamos”, dijo Jackson, según el diario Independent. 

“Fran escribió una escena en la que Sam y Frodo están dormidos, por lo que pueden ser solo bultos en la cama, ni siquiera tenemos que tener a Elijah y Sean. No teníamos a nadie que lo dirigiera, así que le dije a Fran: ‘tú lo escribiste, deberías rodarlo”, continuó el director. 

Ahora resulta casi imposible desligar al reparto de sus personajes, pero Aragorn, por ejemplo, podría haber tenido la cara de Nicolas Cage en lugar de la de Viggo Mortensen. 

En una entrevista en Newsweek en 2015 le preguntaron al ganador de un Óscar por “Leaving Las Vegas” si se arrepentía de haber rechazo algún papel. “No me arrepiento de nada. Creo que el arrepentimiento es una pérdida de tiempo”, respondió para luego añadir que hubo películas de las que se habría beneficiado si las hubiese podido hacer. 

“’The Lord of the Rings”. Esa trilogía, el papel de Aragorn. O “The Matrix””, respondió Cage cuando le preguntaron por algún ejemplo. 

El actor explicó que le ofrecieron el papel que acabó ocupando Mortensen, pero que en esos momentos no podía viajar y estar fuera de casa durante todo el rodaje. 

“Y lo digo en serio. Puedo disfrutar de las películas como miembro de la audiencia, porque no veo mis propias películas”, dijo. Según diversas fuentes, a Daniel Day-Lewis también le ofrecieron el papel. 

Otro tanto sucede con Ian McKellen y Gandalf. Según publicó en 2012 Celebrity Networth, Sean Connery, actor escocés fallecido en 2020, rechazó el papel porque, por lo visto, no entendía el guión. Este “no” a una de las trilogías más famosas del cine supuso renunciar al 15% de la recaudación en taquilla.  

+ Cameos
Jackson, como director, estaba detrás de las cámaras, pero es posible verlo también delante en algún que otro cameo. Como campesino borracho en la primera entrega; lanza en mano en la segunda; o atravesado por una flecha en la tercera. 

La hija de Samwise Gamgee, por su parte, es la hija del actor que le da vida, Sean Astin, Alexandra, en la vida real.  

Puede que a priori en Samwise solo se vea a un jardinero, escudero de Frodo pero, en realidad, es fundamental en la consecución de la tarea encomendada al sobrino de Bilbo Baggins.

 “Creo que el simple amor ‘rústico’ de Sam y su Rosie (en ninguna parte elaborado) es absolutamente esencial para el estudio del personaje (el héroe principal) y para el tema de la relación de la vida ordinaria (respirar, comer, trabajar, engendrar) y misiones, sacrificios, causas el ‘anhelo por los elfos’ y la pura belleza”, escribió J.R.R. Tolkien en una carta recogida junto a otras en el libro “The Letters of J.R.R Tolkien”. 

De acuerdo con este fragmento, Tolkien consideraba al bonachón de Sam el héroe principal de la historia. 

En otra de las cartas, el autor hace referencia a “mi Samwise” y señala que es reflejo de un soldado inglés. 

Tolkien, según diversas fuentes han recogido a lo largo de los años, se inspiró en sus vivencias durante la I Guerra Mundial para dar vida al conflicto de la Tierra Media. 

“Me di cuenta de cuánto debían influir los horrores de las trincheras en su gran concepción. El mal en la Tierra Media está sobre todo industrializado. Los orcos de Sauron son trabajadores brutalizados (…)”, escribió su nieto, Simon Tolkien, en 2016 para la BBC. 

“Y luego, cuando termina la guerra, Frodo comparte el destino de tantos veteranos que quedan marcados por heridas invisibles cuando regresan a casa”, añadía el pariente del escritor. 

Todos dieron vida a su obra, pero la única persona de todo el reparto que conoció personalmente a Tolkien fue Christopher Lee, quien interpretó al mago Saruman the White y que falleció a los 93 años en 2015.

 “Por casulidad, de verdad”, dijo en una entrevista en Cinefantastique. “Lo conocí con un grupo de otras personas en un pub de Oxford al que solía ir, “The Eagle and the Child”. Estaba muy impresionado, como puedes imaginar, así que solo le dije ‘¿cómo estás?’”, recordó.