En Corea

El suicidio se ensaña contra artistas del kpop

  • Sulli, estrella pop y actriz surcoreana, fue hallada muerta ayer lunes en su casa en el sur de Seúl. La artista de 25 años fue encontrada luego que su manager fue a su casa. AP

Redacción L2
Santo Domingo, RD

La muerte parece ensañada contra las figuras del kpop o ídolos artísticos juveniles de Corea del Sur. Ayer se sumó a la amplia lista trágica la cantante Sulli, hallada muerta en su casa.

La†artista estaba sufriendo de depresión.†Tenía†25 años de edad. Las causas de su fallecimiento son investigadas. Diversas fuentes hablan de posible suicidio.

Choi Jin-ri era el nombre real de la cantante, quien se destacaba también por defender los derechos de las mujeres, causa por la que fue objeto de acoso y hostigamiento en las redes sociales.

De acuerdo con un reporte de AFP, Sulli suspendió su carrera musical en 2014 por los ataques cibernéticos y se dedicó a proyectos de actuación.

Sulli se dio a conocer desde 2009 con el grupo femenino F(x) logrando rápidamente un ascenso en su carrera como cantante del k-pop (música popular coreana). También actuó en numerosos dramas de televisión y películas.

Fortaleza
Sulli era conocida como una voz feminista y franca, algo raro entre las artistas de la comunidad profundamente conservadora de Corea del Sur.

Recientemente apareció en un programa de TV y se pronunció contra las críticas que ha recibido en internet debido a su estilo de vida.

El kpop rompe récords de ventas y se ha convertido en un fenómeno en Asia, además de llegar a países latinoamericanos.

Llama la atención cómo durante el siglo XX se registra la mayor tasa de muertes entre cantantes y actores de la industria artística coreana.

Se recuerda que en 2017 el cantante de kpop Kim Jong-hyun se quitó la vida a los 27 años, dejando un mensaje de despedida: “La depresión que me corroe lentamente al final me ha hundido totalmente”.

Según los expertos, la presión que ejerce la industria musical y la competencia entre los jóvenes, ha generado que estos protagonistas estén cada vez más al borde de depresiones y hasta de suicidios, como ha sucedido desde hace dos décadas.

“Si bien se reconoce el éxito que ha tenido la industria del entretenimiento coreana en las últimas dos décadas, este impresionante crecimiento tiene un precio, y ese precio lo cargan los artistas. Aunque muchos desean ser estrellas de K-Pop, pocos logran enfrentar la presión de una de las industrias más competitivas del mundo”, reseña el portal Laterales.com en un artículo titulado “Una industria sin corazón”.