Listin Diario Logo
14 de noviembre 2019, actualizado a las 01:16 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
El Norte viernes, 18 de octubre de 2019

Colaboración

El apoyo en el proceso de cáncer es cuestión de la familia y sociedad

  • El apoyo en el proceso de cáncer es cuestión de la familia y sociedad

    Es una cuestión de compromiso familiar el lograr que el proceso sirva de crecimiento para a todos los involucrados, directa e indirectamente. STOCK

Juana Cabrera
Santiago, RD

La mujer es otra y es una mejor versión de sí misma, y también la familia, afirma la también terapéuta sexual y de pareja Hayddé Domínguez. Y es que luego de un proceso tan complejo la visión del mundo lo que quiere se transforma, porque aprende a ver la otra parte de la vida; el punto aquí es que toda la familia debe también involucrarse de forma responsable, para que sea mejor para todos.

Karen Peralta, una joven de 22 años de edad, relata con mucho pesar la forma en que vivió el proceso y lucha contra el cáncer de su madre, hace unos cuatro años atrás. Al no recibir la ayuda profesional adecuada, aun le afecta hablar del tema e incluso pensar en él, por la razón de que no estaban preparados para afrontar una situación que demandara tanto esfuerzo y que implicara tanto sufrimiento, en distintos aspectos.

 Por fortuna, su madre sobrevivió a la enfermedad, y se encuentra en un estado saludable.

Entre lo que resalta como positivo de todo esto, es que percibe a una madre más cariñosa, más atenta, más dulce y mucho más relajada. Incluso ella misma es más considerada con las demás personas, pues después de ver a su madre tan cerca de lo peor, la cuida más y es empática con las demás personas que padecen la enfermedad.

Ayuda con la empatía

Sobre el tema de la consideración social, la psicóloga explica que no ayuda en nada llamarle mutilada a una mujer que haya perdido el seno, al contrario, empeora el asunto.

“Esa misma persona, víctima de esa enfermedad se siente inútil, poca cosa, se afecta mucho su salud mental, porque se ve como una carga, como un gasto excesivo, como causante de un gran problema que altera la escolaridad de sus hijos, la dinámica de su esposo y la sexualidad de su relación”, resalta

Considera que no se debería ni siquiera tocar el tema, cuando se trata de extraños, pues es un tema que está servido y que afecta emocionalmente. Expresa que es verdad que te han quitado parte de su femineidad y de su estética, pero eso no la cataloga como incompleta. “Lo que han hecho es quitarte un problema. Es decir, te han seccionado una porción de tu cuerpo que de no quitártela, te mata”.

Es fundamental que esta mujer se sienta digna. Aquí no está en juego la belleza, aquí está en juego la vida, sostiene Domínguez. “Lo de bonita puede esperar, es más un tema de dignidad humana”. 

CLAVE

Hayddé Domínguez.
En vez de lamentarnos debemos agradecer que se pudo hacer el procedimiento, que es peor que perder un seno. ¡Vamos a ser maduros y adultos en esa decisión! Que se sienta la mujer discriminada e inferior, eso es normal, pero es más importante su vida. Quienes se expresan te “han mutilado”, son personas inmaduras, insensibles, y son poco empáticas.


Más en El Norte