República Dominicana, el país de la pelota

EFE
Santo Domingo, RD.

El béisbol es el deporte más practicado en República Dominicana. En el país caribeño se dice que los "deportes" más populares son la pelota y la política.

La pasión de los aficionados dominicanos por el béisbol es extraordinaria. La temporada es como un "oasis" imperdible, del que muchos quisieran no terminara jamás.

Algunos de los astros del pasado y del presente del béisbol de las Grandes Ligas estadounidenses, son dominicanos.

Figuras como Pedro Martínez, Sammy Sosa, Albert Pujols, Adrián Beltré, Juan Marichal, Vladimir Guerrero, Robinson Canó, David 'Big Papi' Ortiz, Fernando Tatis Jr y Vladimir Guerrero Jr., por solo citar un pequeño grupo, han contribuido a hacer más famosa la frase de que "el dominicano nace con un bate debajo del brazo".

El primer dominicano en debutar en las Grandes Ligas, Osvaldo 'el Orégano' Virgil, lo hizo el 23 de septiembre de 1956 y desde entonces el número de jugadores del país caribeño no ha hecho más que aumentar en la liga profesional estadounidense.

Marichal, Martínez, Vladimir Guerrero y 'Big Papi' Ortiz han sido elegidos al Salón de la Fama del béisbol profesional de Estados Unidos. Este último ingresará a Cooperstown, Nueva York, en la ceremonia de julio venidero.

A NIVEL OLÍMPICO

El presidente de la Federación Dominicana de Béisbol (Fedobe), Juan Núñez Nepomuceno, estima que unas 150,000 personas practican ese deporte en el país en la actualidad.

Núñez dijo a Efe, además, que Fedobe recibe del Estado 12 millones de pesos (unos 200,000 dólares) al año como asignación fija, distribuidos en partidas mensuales.

Para poder realizar sus actividades, la entidad también se agencia ayudas extras estatales para la compra de boletos aéreos, la alimentación de sus atletas en los diferentes torneos que realiza.

También recibe aportes de empresarios, así como de entrenadores profesionales de béisbol. La Federación Internacional de Béisbol y Sóftbol no le remite recursos.

LO IDEAL

Para desarrollar el deporte rey a niveles óptimos, se necesitaría de un presupuesto de 5 millones de dólares al año.

"Lo ideal es que pudiéramos acceder a esa cifra", asegura Núñez, pues entiende que con esos recursos toda la estructura del béisbol olímpico alcanzaría un potencial "increíble".

Así, entiende el dirigente, la Fedobe tendría la capacidad para ayudar a ligas, clubes, asociaciones provinciales y preparar debidamente a los equipos que compitan en eventos regionales e internacionales, en todas las categorías.

TATIS JR, EL NUEVO ESTELAR

El nuevo ídolo dominicano del béisbol profesional es, sin mayores especulaciones, Fernando Tatis Jr.

El carismático parador en corto se ha convertido en apenas tres temporadas en una de las figuras más populares del béisbol de las Grandes Ligas, apelando a sus condiciones de jugador completo y agregando su espectacularidad y entusiasmo en el campo de juego.

Tatis Jr, de 23 años, ha compilado un promedio de bate de .292, disparado 81 cuadrangulares y remolcado 195 carreras para los Padres de San Diego en sus primeras tres campañas.

A esto se agrega un porcentaje de embasarse (OBP) de .369, un promedio de extrabases con relación a los turnos al bate ('slugging') de .596 y la suma de estos dos últimos (OPS) de .965.

A principios de 2021, el dominicano firmó un contrato con San Diego para jugar 14 temporadas por 340 millones de dólares, el tercer mayor acuerdo en cuanto a dinero se refiere en la historia del béisbol profesional de Estados Unidos.

Tatis, sin embargo, sufre de una lesión recurrente en su hombro izquierdo a la cual le ha dado largas para no someterse a una cirugía. El jugador, al parecer, no tendría más opción que pasar por el quirófano más temprano que tarde, según el criterio de los especialistas.

JULIO RODRÍGUEZ, EL ÚLTIMO PROSPECTO

Uno de los prospectos dominicanos más cotizados del béisbol profesional es el jardinero Julio Rodríguez, de 21 años, quien se proyecta para debutar en las Grandes Ligas en la temporada de este año.

De hecho, es uno de los cinco más cotizados jugadores de las Ligas Menores del béisbol estadounidense.

Es un talentoso jardinero con todas las herramientas para establecerse en el más exigente béisbol profesional del mundo. Fue firmado por los Marineros de Seattle a los 16 años en 2017 por un bono de 1,75 millones de dólares.

Tiene poder al bate, fuerte brazo, velocidad entre las bases, buena defensa y en el campo muestra un juego alegre e intenso parecido al de su compatriota, el parador en corto de los Padres de San Diego, Fernando Tatis.

Rodríguez ayudó al equipo de República Dominicana a conquistar la medalla de bronce de los Juegos Olímpicos de Tokio, la primera que ganó el deporte rey en su país en unas olimpiadas.