Listin Diario Logo
05 de marzo 2021, actualizado a las 12:51 a. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
El Deporte sábado, 03 de octubre de 2020

PRESENCIA DOMINICANA

Hazaña sin precedentes

  • Hazaña sin precedentes
Tony Piña Cámpora

 El resultado más impactan­te logrado por un dominica­no en la limitada campaña de grandes ligas que aca­ba de concluir lo consiguió Juan Soto. Por primera vez un criollo encabeza un circuito, la liga Nacional, en los tres departamentos porcentua­les básicos de la ofensiva; promedio de bateo, porcentaje de embasarse y slug­ging con .351/.490/.695. La trascen­dencia del hecho se amplía si se toma en cuenta que batea­dores de la catego­ría de Manny Ramí­rez, Alex Rodríguez, Vladimir Guerrero, Albert Pujols y Da­vid Ortiz no alcan­zaron esa hazaña y aún más, sumando ambas ligas, en el único renglón que no finalizó primero fue en el promedio de bateo, donde DJ LeMahieu de los Yan­quis en la liga Americana lo superó .364 a .351. Asimismo, Soto es apenas el se­gundo hispano en alcanzar esta proeza; en la campaña de 2013, cuando obtuvo la tradicional triple corona, el venezola­no Miguel Cabrera encabezó también, en la liga Americana, los tres señalados departamentos.

Aunque ciertamente esas cifras por­centuales, como todas las demás, de­berán llevar una señal que recuerde lo exiguo de los volúmenes exigidos pa­ra oficializarlas; la realidad es que esas fueron las reglas convenidas al inicio del torneo y por tanto tienen total validez.

Obtener estos tres lideratos demues­tra una superioridad categórica como bateador en una campaña, indica ser el mejor conectando por terreno válido ge­nerando poderío y al mismo tiempo te­ner el suficiente dominio del plato para hacerle swing con mayor frecuencia a los lanzamientos que llegan en la zona de strike. Si a eso se agrega, como es el caso de Soto, una notable reducción de los ponches recibidos; hay que aceptar que se está presenciando el surgimien­to de un virtuoso del bateo, por demás, zurdo. En ese último aspecto hay que destacar que en la campaña de 2019 el jardinero de los Nacionales se ponchó veinte veces por cada cien apariciones al plato, en la recién concluida redujo esa frecuencia a catorce, mejoró un 30%.

Juan Soto cumplirá 22 años el próxi­mo 22 de octubre, su futuro como juga­dor de béisbol se vislumbra prodigioso.