Listin Diario Logo
19 de febrero 2020, actualizado a las 07:43 p.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
El Deporte sábado, 30 de noviembre de 2019

PRESENCIA DOMINICANA

Potencia y puntería

  • Potencia y puntería
Tony Piña Cámpora
tonypinacampora@gmail.com

El jardinero que realizó más asistencias en las ligas mayores en la pasada campaña fue Leury García, un total de catorce, ocho de ellas defendiendo el centro, cuatro en el derecho y dos en el izquierdo. La mayoría de las asistencias logradas por un guardabosque son producto de sus disparos al cuadro interior cazando corredores que intentan tomar una base extra; no obstante esto no es un indicativo que un jardinero con la máxima suma de asistencias sea el que posea las mejores condiciones de ese atributo. Ocurre que cuando un jardinero demuestra dominar esa capacidad los corredores no se arriesgan a desafiarlo y en consecuencia no acumulan asistencias, pero la reputación ganada evita que muchos rivales desistan avanzar en su corrido, algo fundamental para ganar juegos.

El brazo de García recibió una puntuación de 5.6 en la evaluación que hace FansGraph sobre la calidad de los brazos de los jardineros, la tercera del año, el mejor fue otro dominicano, Ramón Laureano con 8.8, sin embargo este logró diez asistencias como jardinero, cuatro menos que García. El número dos fue Ronald Acuña que alcanzó 6.4 en la indicada escala y asimismo concretó diez asistencias. La notoriedad que ha establecido Laureano sobre la eficacia de sus disparos induce reservas para desafiarlo.

Uno de los brazos de jardineros dominicanos que se recuerdan con mayor agrado es el que enseñó en su plenitud César Gerónimo, no obstante nunca obtuvo un liderato de asistencias. Pero, Manny Ramírez, que no se distinguió por sus dotes defensivas, encabezó en dos ocasiones ese departamento de la liga Americana, en 1996 y 2005 con 19 y 17.

El récord de más asistencias para un jardinero en una temporada  lo tiene uno de los más distinguidos exponentes de la habilidad de disparar la bola con fortaleza y puntería: Roberto Clemente. En la temporada de 1961 realizó 27 asistencias destronando a otro que marcó una época con esa destreza; Carl Furillo quien en 1952 selló 24 asistencias. Desde que Clemente implantó este récord, la mayor amenaza de igualarlo la realizaron Johnny Callinson en 1963 y Dave Parker en 1977 que consiguieron 27.