Listin Diario Logo
05 de abril 2020, actualizado a las 03:32 p.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Economía & Negocios viernes, 03 de mayo de 2019

Los barahoneros prefieren un motor a emplearse en Zonas Francas

  • Los barahoneros prefieren un motor a emplearse en Zonas Francas

    Barahona, y las otras provincias de la Región Enriquillo exhiben un amplio parque de motocicletas. BENNY RODRÍGUEZ/LD

Benny Rodríguez
Barahona

 Sus caras curtidas por el Astro Rey y el peligro que los acecha por dedicarse a la actividad de “motoconcho”, trabajan en un motor de “aquí para allá y de allá para acá”,  lo prefieren a “alquilarse en cualquier otra actividad laboral-formal”, al no sentirse bien remunerados.

  Barahona, y las otras tres provincias que conforman la Región Enriquillo: Pedernales, Bahoruco e Independencia exhiben un amplio parque de motocicletas, lo que se traduce en altas estadísticas de personas lesionadas que, incluso, mueren por los accidentes.

 Estudios recientes indican que la zona Suroeste y el Sur de República Dominicana tiene una alta tasa de personas atendidas en los hospitales a causa de accidentes de motocicletas.

Una razón es la gran cantidad de motocicletas, un impresionante número en labores de motoconchos, una alternativa al alto índice de desempleo existente en esta provincia y en las comunidades de la zona. Bajos salarios

Los hombres que se la “buscan” en los vehículos de dos gomas, aunque conscientes de que la muerte los “acecha” debido a los siniestros viales, consideran la labor del motoconcho como un trabajo que, si se usa bien la “cabeza” se puede ahorrar, mantener el hogar, o como dicen: “Que nunca les falte el moro a los muchachos”.

Luis Manuel Peña -Manen-, secretario general de la Asociación de Motoconchistas de Barahona y presidente de la Parada de Motoconchos del “Arco”, afirmó que se trata de una actividad laboral informal que a ellos les deja resultados en términos económicos.

Explicó que por más mal que le pueda ir a cualquier trabajador del “concho”, hacen cada día en promedio RD$800 y hasta RD$1,000 en el día, mientras que días feriados o fines de semana largos esa cifra varía.

“Eso no vamos a conseguirlo con un trabajo en una empresa, por eso, a pesar del riesgo que representa el motoconcho por los accidentes que nos pudieran pasar, preferimos esto a alquilarnos en cualquier otra cosa”, dijo Peña, al ser consultado en la Parada del Arco. En promedio, el salario de un motoconcho es de RD$24,000.00 y un poquito más, que asegura Peña, no le pagarían en una empresa organizada.

Un 10% de los empleados
En la zona franca, instalada en el Parque Industrial de Barahona, The Wil-bes Dominicana, de capital coreano, tiene en su fábrica textil un 10% de empleados que es de otra zona, principalmente de Baní. Los ejecutivos quisieran que el personal sea local, pero como solo ha acudido el 90% de la mano de obra nativa, se ven en la necesidad de contratar manos de obra no de Barahona ni la región, porque al parecer no les interesa a los locales trabajar en esa actividad laboral. Una fuente de The Wil-bes Dominicana, dijo que la planilla de empleados pasa de 1,000 trabajadores, de los cuales un poco más de 900 es de Barahona y los municipios de Cabral y  Jaquimeyes.

El gerente de The Wil-bes explicó qué hacen para conseguir empleados:  

Con un horario de 7:00 AM a 4:00 PM, un total de 9 horas, sin contar el personal interesado en continuar con “horas extras”, se tiene un salario de más de RD$10,000, y pasa de RD$13,000 con las horas extras.

Sin embargo, el presidente de la Asociación de Motoconchistas de Barahona, prefiere la actividad laboral no formal que realiza que ir a trabajar a la zona franca, por un tema de salario. Además reveló que son cancelados antes de cumplir los tres meses para que no tengan derecho a doble sueldo, cesantía o sus prestaciones laborales, pero la fuente aseguró que esa práctica no se da en la compañía en la que labora.